0
Arènes de Nimes Gard © OT Nîmes-O.Maynard

Nîmes

Las arenas, la Casa cuadrada son tantos monumentos que la convierten en una ciudad del sur a las tradiciones tauromáquicas muy presentes. Pasearse por la ciudad es impregnarse del ambiente típicamente mediterráneo.

Arènes de Nîmes Gard © OT Nîmes

Creada hace más de 2 000 años alrededor de una fuente que fue divinizada, "Némausa", Nîmes fue una de las colonias más importantes de la época romana.

Atravesada por la Vía Domitia, camino que venía de Roma hacia España, estaba, ya, situada en una encrucijada comercial y cultural de toda primera importancia.

Nîmes conoció muy pronto su apogeo bajo el reinado del emperador Augusto. Es en esa época que nacieron los monumentos más bellos y más célebres de Nimes.

La Casa cuadrada, el templo dedicado a los hijos de Augusto sobre el antiguo foro romano, las Arenas, son los testimonios más bellos del arte romano en Francia.

En las cercanías: el Puente del Gard, el acueducto que traía el agua hasta Nîmes.

Más información sobre Nîmes