0
Restinclières © 3M

Restinclières

Situado a 20 km de Montpellier sobre el camino de Sommières, entre garriga y llanuras agrícolas, el pueblo de Restinclières tiene su nombre de un pistachero. Los paisajes, moldeados por las viñas, ofrecen puntos de vista a 360 grados, de las Cevenas a las salinas del Midi.

En resumen

  • Iglesia Saint-Césaire
  • DOC Gres de Montpellier
  • Mercado el domingo

Pueblo languedociano, Restinclières se caracteriza por sus obras de piedras de Castries.

Alrededor de su iglesia, dedicada a saint Césaire, obispo de Arles en el siglo VI, se admira un edificio romano del siglo XII. Ampliada en el siglo XIV y XV, fue ahí donde los habitantes se refugiaban durante las guerras de Religión en el siglo XVI.
En aquella época, el edificio fortificado fue flanqueado por cuatro torres, rematado con paredes almenadas y por un camino de ronda. La casa parroquial es un espacio hoy día reservado para las asociaciones. Los antiguos establos han sido transformados en biblioteca municipal.

¿Lo sabía? El pistachero lentisco, o restincle o "restinclièras" en occitano, es un arbusto mediterráneo con hojas sombrías y persistentes. Está al origen del nombre de Restinclières. Su resina, cosechada por incisión del tronco, da una goma aromática.

Es la razón por la cual se le nombra también árbol mata charneca. El aceite esencial producido a partir de las hojas y de las ramas fue utilizado en fitoterapia y su palo rosado en ebanistería.

¡Pero atención las frutas de este árbol, rojas luego negras, no son comestibles! Quizás lo vea durante su paseo por el municipio.

Más información sobre Restinclières