Skate Park Grammont Montpellier © Skate Park Grammont Montpellier - Bricksss

Montpellier, la segunda ciudad deportiva de Francia

EN RESUMEN

  • .rugby .fútbol .MHB .MHR .artes marciales .baloncesto .natación .balonmano

Montpellier propone a los aficionados de deporte una gran diversidad de disciplinas. ¡Imposible para un deportista aburrirse el fin de semana!


Altrad Stadium Montpellier © Altrad-Stadium©-OT-Montpellier

En otras disciplinas, en otras épocas...


Pero este título no es el único momento fuerte de la historia deportiva de Montpellier. En otras disciplinas, en otras épocas, la ciudad vivió muchas emociones.

Alain, 61 años, es un aficionado de rugby desde niño. Originario de Beziers, conoció al " gran Béziers ", el de Raoul Barrière, que conquistó once escudos de Brennus.

Una apoteosis, para todos los amantes del balón ovalado que se respeta. Sin embargo, a su llegada a Montpellier en 1999, a Alain le gustó el equipo local, el MRC. Sin reserva. Con amor. "En esa época, el MRC jugaba en el estadio Sabathé. Un pequeño estadio vetusto.

Pero un verdadero caldero. Me encantaba ir allí ", explica. Pero desde el 2007, este último trae a su nieto al Altrad Stadium, nuevo recinto construido en el barrio Ovalie.

"Es más grande, más nuevo, y siempre hay gente, cualquiera que sea el adversario ", confiesa Alain, bufanda azul con la flor de jara  blanca alrededor del cuello, y que lleva de la mano Matéo, antes del saque de centro de MHR-Oyonnax. Este último " espera con impaciencia " que el MHR, el nombre actual del club, consiga un título. Poco faltó en 2011, cuando el club montpellerino perdió en final por  sólo 5 puntos frente al gran Toulouse. Pero su abuelo le explica que " es con tiempo y paciencia que se construye una victoria». La transmisión de una pasión.

Para Gérard Didier, siempre es la misma cosa. El presentador de la sala de deportes René Bougnol, figura del club del MHB hace todo lo posible para animar a su equipo. Con el micro en la mano, éste anima a la muchedumbre en cada gol, y deletrea con entusiasmo los nombres de los goleadores. " Este club, es toda mi vida ", explica este apasionado a quién quiere oírlo, capaz de atravesar durante varios días Europa entera en autobús, para acompañar los hinchas de Montpellier durante partidos endiablados en la Liga de los campeones. " Gérard vive MHB, duerme MHB, y come MHB. Es increíble ", confiesa Jean-Michel, gran acostumbrado de René Bougnol.

Porque Gérard Didier también es el presidente de Blue Fox, un club de hinchas que jamás dejó a las tropas de Patrice Canayer, emblemático entrenador del club desde 1993, al origen de la cosecha de títulos que lo convirtió en una referencia planetaria.

En efecto, durante 22 años, el MHB adornó su sala de trofeos de 38 títulos: 14 campeonatos de Francia, 12 Copas de Francia, 9 Copas de la Liga, 2 Trofeos de campeones y una legendaria Liga de Campeones, conseguida en 2003. Lo que hace tener ganas de seguir el MHB todavía mucho tiempo.

Pero Montpellier, también son aquellos pequeños deportes, a veces desconocidos, pero que confieren en la capital del Herault la anchura de espaldas de un campo de deportes inmenso: kayac-polo, fútbol australiano o americano, artes marciales, GRS o voleibol de playa son tantas disciplinas llevadas por numerosos clubs de barrio.

Y que colman las pasiones de numerosos deportistas aficionados, que hacen también de Montpellier una de las ciudades más deportivas de Francia.

Síguenos