CarreMer_plagepriveeCarreMer_a.allies
©CarreMer_plageprivee|a.allies
Los chiringuitos el aperitivo junto al agua

Los chiringuitos: el aperitivo junto al agua

Ya los llamemos chiringuitos, playas privadas o playas acondicionadas, son un signo inequívoco de sol, vacaciones, veladas y asueto.

Abren sus puertas a partir del mes de abril… ¡para deleite de todos!

EN DIRECCIÓN HACIA EL MAR PARA TOMAR ALGO AL BORDE DEL AGUA

18:00: ¡comienza la noche!
¿Y si, por una vez, no volviésemos directamente a casa y pasásemos un buen rato con unos amigos?
¡Qué suerte! Montpellier está a solo 15 minutos del mar.

Nos organizamos y… ¡Let’s go to the beach!

¡11 km y ya estamos allí!
Antes de nada, escoger «nuestra» playa privada para relajarnos esta noche.
Pues sí, por si no lo sabías, hay un gran número de playas privadas entre Frontignan y Le Grau-du-Roi. Tienes muchas opciones: familiares, modernas, deportivas, zen, gastronómicas…
Intercambio algunos mensajes con mis amigos y elegimos: iremos a Villeneuve-lès-Maguelone, al Carré Mer.

EN MODO DESCONEXIÓN EL APERITIVO

Según bajamos del coche, mis amigas y yo «cambiamos» nuestros zapatos de tacón por unas chanclas, algunas por unos «pies descalzos» en la arena.
Como muchos otros chiringuitos, está decorado con materiales naturales, con madera en bruto. Aquí, ¡el color blanco domina y es muy ZEN! Inmediatamente, nos hacemos fotos de recuerdo.
Sonreímos, nos reímos, bromeamos.

Una vista sin obstáculos sobre el Mediterráneo.

Instaladas en nuestras tumbonas, frente al Mediterráneo, disfrutamos de este momento único.
Decidimos comenzar la velada tomando un cóctel o un vino de Languedoc y unas tapas. Charlamos, nos relajamos.

Cenar frente a la puesta de sol

La noche cae, el sol se oculta sobre el mar… ¡Es mágico!
Nos hacemos unos selfies para «hacer rabiar» a nuestros amigos.
Ha llegado la hora de cenar. ¡Menos mal! Queda una mesa para 5. Nos apetece cocina mediterránea y probar los productos locales: una bandeja de pescado acompañada de verduras de temporada y, para terminar, una copa de helado enorme.

LA VELADA CONTINÚA AMBIENTE EN LA PLAYA

La velada continúa
El DJ comienza a caldear el ambiente. ¿A que se está bien aquí?
Decidimos ir descalzas a la pista de baile y disfrutamos de la música mientras algunas se tumban en los colchones para disfrutar del cielo lleno de estrellas en modo soñador.
¡El tiempo se ha detenido!

¡Es un momento de relax para nosotras!
Una playa lujosa, glamurosa, a la moda, tradicional o casual… ¡Seguro que pasas un momento agradable al borde del agua!
Ya sea por la noche o durante el día, una playa privada es el lugar ideal para relajarse: ¡las hay para todos los gustos!

Cerrar